miércoles, 26 de abril de 2017

Trabajamos con plastilina

¡Hola a todos!
En las dos últimas clases hemos estado trabajando con plastilina. El taller consistía en realizar objetos con plastilina que han tenido una gran importancia en nuestros sueños.
Con distintos colores hemos ido creando figuras que de alguna manera tienen relación con nuestros sueños, en ocasiones han sido objetos que recordamos perfectamente y en otras nos hemos dejado fluir según lo que nos trasmitía el sueño.
Nos ha gustado mucho volver a trabajar con plastilina ya que ha sido como volver al pasado recordando nuestra infancia.
A continuación, añado unas fotografías de todo el proceso y luego hemos querido hacer algunos fotomontajes para escenificar más nuestros sueños.








  
 
Estela Sánchez de las Heras

Soñamos despiertos

Uno de los últimos lunes realizamos una actividad que no habíamos hecho antes. Prácticamente al final de la clase, cuando ya no quedábamos muchos alumnos decidimos continuar con los sueños, tema que ya habíamos tratado en algunas clases. Entonces, Paula comentó que ella había tenido un sueño un tanto extraño un par de noches atrás y lo explicó a la clase para ver si podíamos sacar alguna explicación  o concretar la causa de ese sueño que tanto le había sorprendido. 

Una vez que nos contó de qué se trataba, le hicimos numerosas preguntas, buscábamos detalles y respuestas claras a los misteriosos acontecimientos vividos por Paula y su familia. En un momento dado, Pilar tuvo una idea: realizar una pequeña representación del sueño de Paula entre todos los compañeros. De esta manera, ella podría ver desde un punto de vista algo más objetivo lo que había ocurrido. Todos aceptamos la propuesta, nunca habíamos representado un sueño así que podría ser interesante, además podíamos ayudar a Paula a comprender mejor lo que en él  había pasado.

Comenzamos, Paula nombró los personajes del sueño y repartió los papeles. No hubo problema con el número, pues éramos suficientes alumnos para poder representarlo, hubo algunos incluso que hicieron de coche, cama o lámpara. Una vez resueltas las pequeñas dudas sobre lo que cada uno debía hacer, lo representamos. Tuvimos que hacerlo varias veces, pues queríamos que saliera bien.

En general, los alumnos se implicaron con gusto, la verdad es que fue entretenido y mientras, Paula iba observando lo que allí ocurría con máxima atención. No pudimos alargarlo mucho más tiempo, pues ya era tarde y muchos compañeros tenían que irse. Por lo que Paula nos dijo, le fue de gran ayuda ver el sueño desde fuera y agradeció la buena manera en que habíamos participado todos en su pequeña historia.

En conclusión, al principio nos sorprendió un poco el hecho de representar el sueño, sin embargo, al final fue una manera interesante y divertida de ayudar a una compañera.

Sara Cañas

martes, 25 de abril de 2017

El baño de Gotham

El viernes pasado fui a Gotham, una discoteca de Moncloa. Como todas las discotecas, tenía pista de baile, barra y estaba llena de gente con ganas de disfrutar de la noche. Sin embargo, lo que más me llamó la atención de ella no fue la música o el ambiente (que estaban muy bien), sino la actitud de la mujer encargada de poner orden en el baño. En casi todas las discotecas y otros lugares con gran afluencia de gente, las personas dedicadas a controlar que nada se salga de lo establecido suelen ser bastante "mecánicas", en el sentido de que no se preocupan de que cada persona que pase por allí se sienta a gusto y en cuanto algo se salta la norma, rápidamente recurren a la violencia verbal e incluso física. Esta chica, por el contrario, sonreía a cada persona que entraba, ayudaba a quien lo necesitaba y, si el baño se llenaba, pedía amablemente a los que estaban dentro que salieran, pero sin exigencias ni prepotencia. Puede parecer que de esta manera nadie le haría caso, pero, sorprendentemente, el baño de Gotham es uno de los baños públicos más limpios y "tranquilos" que he conocido.
Como esta mujer, muchas personas hacen su trabajo con dulzura y cariño, preocupándose por ser agradables con todos los que pasan junto a ellas y se benefician de sus servicios. Lamentablemente, llaman más la atención las contestaciones bordes, los gestos de antipatía y las peleas, pero es muy importante convencernos de que se logran más cosas desde la ternura que desde la agresividad, y de que vivimos rodeados de gente dispuesta a ser buena.
A la chica de Gotham, como a tantas personas con una actitud parecida a la suya, probablemente no se les reconoce el cariño con el que hacen su trabajo. Sin embargo, todos deberíamos agradecérselo, aunque simplemente sea devolviéndoles la sonrisa, e intentar poner más amor a cada cosita, grande o pequeña, que hagamos en nuestro día a día.


Paula Yuste

domingo, 23 de abril de 2017

Performance Teatral

¡Hola! 😃
El lunes 3 de abril nos salimos de clase y nos dirigimos al Salón de Actos a acudir a una performance teatral llamada Diversas mujeres.
Creo que nadie de clase había visto una performance, a excepción de las que vimos a principio de curso en clase, por lo que no sabíamos muy bien lo que íbamos a ver. Como era una performance teatral, creo que todos íbamos con la idea de ver una especie de obra de teatro. Muy equivocados no estábamos.
La performance comenzó con mujeres vestidas con una camisa blanca que empezaron a bailar y luego hubo un enfrentamiento madre-hija en el que recitaban versos de Ofelia, personaje de la obra teatral Hamlet de William Shakespeare. Una cosa que se me quedó marcada fue que repetían todas a la vez: "mis pechos, mis muslos, mi regazo", y después lo decían a desorden. La performance terminó con cada una de las 7 mujeres vestida con una camiseta de un color diferente.
Cuando terminó, tuvimos un tiempo para hacer preguntas y una de nuestras compañeras de clase les preguntó por el color de sus camisetas, haciendo referencia a la clase anterior de artística en la que fuimos vestidos cada grupo de un color diferente. Ellas respondieron que fueron ellas mismas las que eligieron el color, ya que cada una se sentía de una manera diferente. Y, a su vez, como oposición al principio, que iban todas de blanco representando que también habían tenido unas vivencias comunes.
Luego hicimos una terapia de relajación en la que algunos de los compañeros de clase subieron al escenario con las mujeres. La terapia se podía hacer también sentados en los asientos del Salón de Actos. Esta terapia de relajación consistía en tocar una parte de tu cuerpo como si fuera la primera vez que la tocaras. A continuación, teníamos que repetir todos juntos "mis pechos, mis muslos, mi regazo" y luego, decir sólo una de las tres, la que nos diera la gana. Después nos dijeron que lentamente quitásemos la mano de la parte del cuerpo que estábamos tocando para dirigirla a otra parte del cuerpo y repetir el proceso. Cuando terminó, me sentí mucho más relajada.
Una cosa que me impactó mucho es que en el grupo de mujeres había una chica de 17 años (si no me equivoco). Este hecho me impactó porque me parecía más mayor y me encantó la admiración y la madurez con la que nos contaba que le encantaba formar parte de ese grupo.
Aquí dejo algunas imágenes sobre este grupo de performance teatral:





Cristina Rosillo

sábado, 15 de abril de 2017

Rita y Kiara

¡Hola! 😊
Hoy vengo a contar un hecho que me gustó mucho. Esto ocurrió también la semana de los colores. Y es que, a parte de ser el día de ir vestidos de colores, también fue el día de "lleva a tu mascota". En la clase anterior se planteó la idea de traer una mascota a clase. A algunos nos dan miedo los perros, a otros los gatos, a otros los conejos, etc. Pero finalmente se realizó la tarea propuesta por Pilar. En este caso, fue la compañera Laura la que se encargó de traer a Kiara, su perrita. A mí me encantó la experiencia y me pareció una perrita adorable.
Pero ese día también contamos con la compañía de Rita, una niña muy mona y muy simpática que creo que nos cautivó a todos. 😍
De por sí a todos nos gustan los niños y cuando vimos a Rita todos nos alegramos y le hicimos las típicas preguntas de: "¿Cómo te llamas?", "¿Cómo estás?", "¿Cuántos años tienes?", etc. Pero resulta que ella era francesa y tuvimos la suerte de que en clase hay compañeras que saben hablar francés y se podían comunicar con ella.
Lo mejor fue ver como Rita jugaba con Kiara y lo bien que se lo pasaba como si estuviera en su propia casa. Al ver a Rita jugando con la perrita observé la importancia que tiene que los niños desde pequeños se relacionen con los animales porque esto les ayuda a que en un futuro no sientan miedo por los animales.
Así que quiero darle las gracias a Pilar por darnos el placer de contar con la compañía de Rita y ¡esperemos que se repita más!

Cristina Rosillo

jueves, 13 de abril de 2017

Amarilo que fluye amarillo que influye

Una de las últimas semanas la clase de artística se convirtió en  el día de los colores, en el cual realizamos numerosas actividades. Nos lo tomamos muy en serio y prácticamente todos los grupos trajeron numerosos alimentos y objetos de su color correspondiente, sin olvidar la vestimenta.  
Además nos dio tiempo a realizar actividades muy distintas, desde comentar el objeto de nuestro color que habíamos traído a clase porque era importante para nosotros hasta terminar la clase decorándola con mensajes. De hecho, la que más me gustó fue el momento en que cada grupo se dejó fluir mientras pintaba su color con témperas, rotuladores, ceras, tizas y toda pintura que quisiera utilizar.

Nosotras empezamos haciendo trazos aleatorios con rotuladores y ceras sobre el papel continuo, después pasamos a utilizar las témperas y el pincel, hasta llegar un momento en que no nos sentíamos totalmente sueltas utilizando un instrumento para pintar como es el pincel, por lo que decidimos usar las manos. La verdad es que las manos no sólo daban más juego a la hora de pintar sino que además era mucho más divertido. Entonces, cuando a nuestro papel continuo ya le quedaban pocos espacios blancos que cubrir nos pareció buena idea pasarnos por los otros grupos para ver cómo lo habían hecho. Algunos nos invitaron a dejar nuestra huella amarilla en su obra y decidimos hacer lo mismo con la nuestra, pues al fin y al cabo en la variedad está la diversión y ciertamente fue muy entretenido. 

Mucha gente conoce los múltiples beneficios que tiene la pintura, que nuestra mano se mueva sin pensar lo que está haciendo, dejando a un lado el abonitamiento contribuye a mejorar nuestro estado de ánimo y a relajarnos. En esta clase pude experimentarlo personalmente, pues desde el principio me dolía la cabeza y sin darme cuenta, cuando terminamos la clase ya no me dolía. Creo que recurriré a hacer algo parecido la próxima vez ahora que sé que puede ayudar.
 En conclusión, conocimos muchas curiosidades sobre nuestro color y aprendimos a apreciar al resto y lo que pueden llegar a aportarnos. 

 Sara Cañas

miércoles, 12 de abril de 2017

Color amarillo

Hace unas semanas tuvimos en clase ¡el día de los colores! 
Esta experiencia de ir vestidos, con comida y objetos del color que le hubiese tocado a cada grupo fue muy emocionante para todos y ¡nos lo pasamos genial!
A nuestro grupo, como ya mencionó mi compañera, nos tocó el color amarillo. ¿Pero que significado puede tener este color?
Nos pusimos a buscar para contarles a nuestros compañeros de otros grupos que significaba y lo que encontramos es que es un color muy curioso ya que, por un lado tiene asociado aspectos positivos como son la felicidad, el optimismo... pero por otro lado aspectos negativos como son la envidia, el egoísmo... Este color tiene muchos significados desde juventud, diversión, inteligencia, traición, sensualidad...
Además nuestro color es uno de los colores primarios y por lo tanto no surge de la mezcla de otros, pero al combinarse con otros es muy probable que dé  como resultado otro color totalmente diferente.
También se le asocia a la belleza y al poder, ya que el color oro es un variante del color amarillo. Y como ya hemos dicho antes no tiene sólo significados buenos, también simboliza el rencor, el narcisismo, la inseguridad, los celos, la superficialidad, la falsedad... Además en muchas ocasiones este color se utiliza para llamar la atención, por eso muchas señales de tráfico y carteles tienen este color, porque atrae las miradas.
En definitiva este color tiene significados de los más diversos, pero puede variar, al igual que los demás colores, dependiendo del contexto y la cultura en la que nos encontremos.
Y como pudimos observar el amarillo es un color que cuenta con un gran número de tonalidades encontrándose así entre 100 y 120 tonalidades del color amarillo.
Para finalizar tuvimos que buscar canciones con el color amarillo y encontramos Submarine de los Beatles, Yellow de Coldplay y la canción Tengo un tractor amarillo,  por lo que decidimos poner esta última porque era una canción más animada y conocida por todos.


Referencia bibliográfica:  http://significadodeloscolores.info
Mª Cristina González

domingo, 9 de abril de 2017

Yellow Day!

¡Hola a todos!
Vengo a comentar la actividad que realizamos el pasado lunes 27 de marzo en nuestra clase de artística. En dicha clase, Pilar nos encomendó la tarea de que todo el grupo fuéramos vestidas del mismo color. En nuestro caso, no pudimos elegir color puesto que los demás grupos se nos adelantaron a la hora de elegir color y ya quedaban pocos, por lo que elegimos el amarillo.
Al principio, nos costó mucho encontrar ropa de color amarillo, ya que no es un color que abunde a la hora de vestir, como puede ser el negro, el azul o el gris. Pero nos pusimos a buscar ropa y a pedir a amigos y familiares y, finalmente, conseguimos encontrar ropa de color amarillo.
Yo, personalmente, no me sentía muy cómoda yendo de pies a cabeza vestida de amarillo porque en el teatro da mala suerte este color. Y, casualmente, ese mismo día era el Día Mundial del Teatro. ¡Qué casualidad!
Seguimos leyendo la actividad, y nos dimos cuenta que no sólo había que ir vestidos de este color, sino que también había que traer comida amarilla y un objeto amarillo que fuera significante para nosotras.
En cuanto a la comida, lo tuvimos fácil, a diferencia de otros grupos que lo tenían fácil a la hora de vestir pero complicado a la hora de encontrar comida. Nosotras llevamos: batido de vainilla, chocolate blanco, bizcocho de limón, patatas fritas, una bolsa de palomitas, gusanitos, fanta de limón, limonada, galletas de limón, etc. Platos y vasos amarillos no conseguimos encontrar, pero sí llevamos pajitas, servilletas y un mantel amarillo. En esta imagen se puede apreciar todo lo que llevamos:


Al fondo, se pueden apreciar dos peluches que llevaron mis compañeras. Otra llevó un muñequito y otra un patito de goma. Yo llevé un papelito amarillo que ponía: "Mira siempre arriba. Yo te miro a ti", en referencia a una obra de teatro que hice hace 2 años.
Aquí os dejo unas fotos para que veáis las cosas tan ricas que llevaron mis compañeros de su respectivo color:

   
 Verde                                                 Naranja

  
Violeta                                             Gris 

Negro                                               Azul

Rojo                                                 Marrón 

        Blanco                                               Rosa


Finalizo esta entrada con una de las cinco vestidas de amarillo

 

Cristina Rosillo









lunes, 3 de abril de 2017

Guarriñas

El otro día, mientras hablaba con unas amigas, salió el término guarriñas. Nunca había oído esa palabra, que es una mezcla de "guarra" y "niña" y por lo visto se refiere a las niñas de 12 o 13 años que se visten y se maquillan como si fueran prácticamente adultas y buscan resultar atractivas para los chicos, tanto de su edad como más mayores.
Este término, con todo lo que implica, me hizo reflexionar sobre un tema que alguna vez hemos tratado en clase: la hipersexualización de los niños y, sobre todo, de las niñas. Las más pequeñas reciben mensajes de la sociedad (en anuncios, programas y series de televisión... E incluso en su entorno más cercano) en los que se ve a la mujer como un objeto que debe gustar al hombre. Desde edades muy tempranas, las niñas sienten que deben ser sexys y responder a unos cánones de belleza para los que su personalidad y sus sentimientos no cuentan, de tal forma que, mientras se preocupan en exceso por su aspecto físico, pierden una infancia que nunca volverá. Los adultos, aparte de hacer llegar a las niñas todos estos mensajes (o al menos permitir que las lleguen), las criticamos por seguir este modelo impuesto, y en lugar de intentar ayudarlas, inventamos términos denigrantes como el de "guarriñas" para culpabilizarlas de una realidad de la que son víctimas. Detrás de la aparente fortaleza de estas niñas suele haber una falta de amor propio y de confianza en sí mismas y una necesidad de gustar a los demás.
Esta hipersexualización de las niñas, estas ganas de convertirlas en objetos de deseo desde pequeñas se convierte después en graves formas de discriminación y maltrato a las mujeres. Tanto jóvenes como adultas sienten el peso de estar objetualizadas y ser criticadas por cada cosa que hagan, bien sigan el modelo o bien intenten romper con lo impuesto. Por ello, va siendo hora de dejar que las niñas disfruten de su infancia sin imposiciones y que se conozcan y se quieran a sí mismas libremente.

Paula Yuste

lunes, 20 de marzo de 2017

PRIMAVERA

Hoy, 20 de marzo le damos la bienvenida a la primavera y celebramos el día internacional de la felicidad. ¿Casualidad?
¡Está demostrado que el buen tiempo nos alegra!
Comienza la estación más colorida de todas, los árboles florecen, los días cada vez son más largos y el buen tiempo llega para quedarse aunque siempre habrá excepciones. La primavera nos deja paseos tan bonitos como este. Pero no todo iba a ser bueno, si no que se lo digan a los alérgicos que tendrán que esperar unos meses para que puedan respirar a gusto y sus ojos dejen de llorar.
¡La primavera la sangre nos altera!
                                       Estela Sánchez de las Heras

viernes, 17 de marzo de 2017

Un disfraz dulce para un día amargo

 El lunes prometía. Es cierto que las clases de artística siempre quedan fuera de lo convencional, brindándonos una libertad inexistente en el resto de las materias. Cada lunes viene cargado de motivación, sorpresa, diversión y aprendizaje. Sin embargo éste lunes era cambio, era ilusión ¿la causa? Mandalas realizadas con obleas y chocolate de diferentes tipos.  Además, era nuestro grupo el que vestía a la profesora, y pensamos que no podíamos escoger mejor disfraz que de galleta, de mandala. Teniendo en cuenta que las mandalas ayudan a la relajación y cada persona reacciona a ellas instintivamente en función de lo que sienta en el momento que las realiza, quisimos externalizarlo, que no fuera sólo algo interno, algo propio de nosotros mismos sino que esa relajación la sacáramos fuera para poder transmitirla.

Y debo decir que el resultado fue bueno, aunque al principio de la clase estábamos todos un poco apagados, a medida que fue transcurriendo la clase, que fuimos tocando diferentes temas, bailamos e hicimos los mandalas de chocolate el ambiente experimentó una agradecida mejora. Al final las mandalas hicieron su función de buena manera, haciendo que tanto Pilar como los alumnos nos sintiéramos mucho más animados. Todos terminamos mejor de lo que empezamos y no fue sólo gracias al chocolate. 

Sara Cañas


jueves, 16 de marzo de 2017

Mandalas de chocolate

¡Hola a todos!
Este lunes nuestro grupo hizo multitud de cosas, como los bailes que ya explicó Paula en la entrada anterior, y ahora yo os vengo a contar la actividad que realizó toda la clase. La actividad de este lunes fue hacer mandalas de chocolate. Para ello, era necesario que cada grupo trajera obleas. También, se necesitaba comida para decorar. Mi grupo y yo utilizamos nocilla, sirope de chocolate y una tableta de chocolate blanco. A la derecha tenéis una foto del proceso.

La actividad a mi grupo y a mí nos resultó interesante y fue innovadora, ya que nunca antes habíamos realizado una actividad así en ninguna clase. A todas nos gustó esta experiencia, principalmente porque a mí y al grupo en general nos encanta el chocolate. 
Con esta actividad, queda demostrado que no sólo se puede pintar con colores, sino también con chocolate, en este caso. Existen diversas formas de plasmar nuestras emociones, lo que sentimos y lo que queremos que la gente vea de nosotros mismos. Y una de ellas es con esta actividad, utilizando el chocolate y todas las cosas que llevamos ese día a clase. 
La actividad fue enriquecedora y disfrutamos mucho manchándonos las manos con chocolate como si fuéramos niños pequeños.
Aquí os dejo las fotos del resultado de lo que hicimos en clase:








Cristina Rosillo


martes, 14 de marzo de 2017

Bailarinas divinas

Este lunes nos ha tocado preparar los 10 minutos de baile que hacemos siempre en Educación Artística. Queríamos llevar alguna coreografía original y que fuera fácil y divertida, así que optamos por la batuka "Chiki Cha"; el "No rompas más", de Coyote Dax; la canción "Gasolina", de Las Divinas (de la serie Patito Feo) y "Paquito el Chocolatero", de King África.
Al principio, las cinco sentíamos bastante vergüenza ante el reto de salir a bailar delante de toda la clase, pero cuando nos vimos encima de la tarima nos empezamos a animar y al final fue una experiencia muy positiva. Nos lo pasamos realmente bien, y parece ser que nuestros compañeros también, porque pidieron que pusiéramos más canciones aparte de las que llevábamos preparadas. Con el subidón, pusimos temas tan diferentes como "Pégate", de Ylenia; "La mayonesa", de Chocolate; y "A volar", de Las Populares (otro grupo de la serie Patito Feo). 
El momento de la improvisación fue muy divertido, y todo el rato que estuvimos bailando delante de la clase nos sirvió para darnos cuenta de que superar la vergüenza nos acerca a sacar la mejor versión de nosotras mismas, a quitarnos la armadura de pinchos que nos aparta de los demás y a mostrarnos tal y como somos, sin máscaras (o con una que nos oculte menos, ya que es muy difícil ir completamente sin disfrazar).
Después del baile, escogimos el videoclip de Las Divinas y lo analizamos. Es un videoclip que da mucho juego no solo por lo que aparece en él y por la letra de la canción (con frases como "fuera feas, fuera feas, para ustedes no hay lugar"), sino por todos los mensajes que lanza la serie en la que aparece. Patito Feo es una serie juvenil que ha sido vista por muchas niñas. En ella, destaca el enfrentamiento entre dos grupos de chicas, Las Populares y Las Divinas, que representan la fealdad y la belleza, la bondad y la maldad, todo ello de una forma muy extrema y estereotipada. Bajo el aparente mensaje de que la belleza está en el interior, subyacen ideas de carácter machista como que una chica guapa no puede ser buena o que las mujeres no pueden ser amigas entre ellas, sino que tienen que ser rivales y pelearse constantemente por temas como la fama o los hombres. A partir de estas ideas surgió un debate en clase sobre la falta de solidaridad entre mujeres y las diferencias entre las relaciones de amistad entre chicos y entre chicas. Por lo general, entre varones existe una rivalidad menor, que suele limitarse a aspectos lúdicos y deportivos, mientras que entre mujeres hay una rivalidad mayor, incluso entre supuestas amigas, que consiste sobre todo en criticar desde el aspecto físico hasta la actitud y el comportamiento frente a determinadas situaciones, como una relación amorosa.
Por desgracia, aunque poco a poco nos estamos dando cuenta de esta triste situación, a las nuevas generaciones continuamos mandándoles mensajes en los que se fomenta precisamente este enfrentamiento entre mujeres y esta cosificación, con la que se juzga a una chica simplemente por su aspecto físico. Un claro ejemplo de este tipo de mensajes es la serie Patito Feo, que escondiéndose tras una máscara de transmisión de valores, enseña a las más jóvenes a intentar "derrotar" a las personas de su mismo sexo y a ser valoradas solamente por su físico, que debe responder a unos cánones de belleza estipulados por la sociedad.
Nosotros, como futuros maestros, tenemos en nuestras manos educar tanto a niños como a niñas en el respeto y la valoración de sí mismos y de los demás, y en la idea de que las chicas no son rivales que luchan por un "trono" superficial, sino que dentro de cada una de ellas hay una fuerza que las hace únicas, igual que a los chicos, y que les permite ser constructoras de un mundo mejor, más justo y más igualitario.

Paula Yuste

domingo, 12 de marzo de 2017

Pensamientos a fuera y a fluir

Un lunes más llegó y nos pusimos manos a la obra en nuestro taller. En esta ocasión llevamos pinceles, temperas, acuarelas incluso tizas que utilizaríamos para hacer nuestros dibujos. Nos colocamos frente a nuestro papel en blanco, nos decidimos a empezar y trazamos las primeras líneas de nuestros dibujos, cambiamos de colores, ¡incluso mezclamos colores! Nos estaban quedando unos dibujos maravillosos, y todas queríamos que esos dibujos nos quedaran muy bonitos. El objetivo de este taller era plasmar en nuestro dibujo las emociones que nos había producido el sueño que llevábamos unas semanas analizando y lo haríamos de una manera abstracta, así que cogimos los colores que más pensábamos que se asemejaban a esas emociones y nos pusimos a pintar con el pincel.
Nuestra profesora Pilar se acercó y nos dijo que lo importante que teníamos que hacer era no pensar, ya que el pensamiento afecta mucho al sueño y a la realidad. Por lo que si nos dejábamos guiar por lo que pensásemos podría salir algo muy bonito, pero lo más seguro es que no saliera realmente nuestro sueño. Teníamos que dejarnos fluir y dejar la mente en blanco como nuestro papel inicial. Para ello muchas de nuestras compañeras dejaron los pinceles de lado y utilizaron sus propios dedos y aquellos dibujos iniciales cambiaron por completo. A pesar de esto dejar de pensar es una tarea muy complicada por todos como pudimos observar cuando muchos contaban sus experiencias al terminar sus dibujos. Además, la idea de la línea nos hace ver que siempre estamos pensando y que estamos en una continua búsqueda del orden, pero esto es debido a nuestra educación, aquella que nos han dado desde muy pequeños, que nos ha cortado la frescura y nos ha guiado por el orden y por el hacer las cosas bonitas. Finalmente, así quedaron los dibujos de mi grupo:





                                                                                                                        Mª Cristina González

jueves, 9 de marzo de 2017

Collages de sueños

Durante dos lunes, en clase hemos diseñado collages en los que hemos intentado plasmar algún sueño que por un motivo u otro nos ha marcado y hemos querido analizar. Cada una lo ha hecho a su manera, dejándose llevar e intentando reflejar lo más fielmente posible la interpretación de su sueño.
Gracias a los sueños podemos conocernos mejor, darnos cuenta de lo que nuestro subconsciente nos quiere decir, descubrir qué nos preocupa, qué nos asusta, qué deseamos, qué debemos cambiar en nuestra vida... Y para ello es importante estudiar nuestros sueños, reflexionar sobre ellos, escribirlos, dibujarlos o hacer cualquier cosa que nos ayude a sacarlos de nuestra mente y a comprenderlos. 
Con el collage, hemos podido ver nuestros sueños desde una perspectiva distinta, más externa, con la que hemos reconstruido cada historia y la hemos intentado relacionar con nuestra vida para ver en qué podemos mejorar y qué decisiones debemos tomar.
Han sido dos lunes que nos han exigido un importante trabajo de introspección, ya que el análisis de los sueños implica relacionar nuestro subconsciente con nuestro consciente, y eso a veces puede llegar a resultar incluso doloroso, pero merece la pena porque nos permite estar más cerca de nosotras mismas, conocernos en profundidad y ser más felices.
Esos collages han sido un primer paso en nuestra aventura de analizar y comprender nuestros sueños, pero aún queda mucho trabajo para llegar a lo más profundo de nuestro mundo onírico.





Paula Yuste

lunes, 27 de febrero de 2017

Disfrázate de ti

Como todos sabréis, este fin de semana hemos celebrado Carnaval y mucha gente ha salido a la calle con disfraces de todo tipo. Algunos eran hechos a mano, otros comprados; algunos estaban muy trabajados, otros menos... Pero no han sido muchas las personas que han podido resistirse a cambiar su aspecto por un día.
Mis amigos y yo decidimos disfrazarnos de los diferentes personajes del videojuego Mario Kart: Mario, Luigi, Yoshi, Toad... A mí me tocó Toadette, un champiñón rosa con lunares blancos. Pensé en pedir a mi madre que me hiciera el disfraz, o incluso podría haberlo comprado, pero finalmente decidí que quería hacerlo yo y demostrarme que, aunque nunca he sido muy buena con las manualidades, era capaz de dibujar, recortar, coser y lograr hacer algo decente. 
Con el hecho de elaborar mi propio disfraz, me di cuenta de que me estaba disfrazando a mí misma. Como ya hemos comentado varias veces en clase, siempre vamos disfrazados, aunque solo sea un poco, nunca mostramos al cien por cien nuestra esencia. Quizá sea algo prácticamente imposible para nosotros, pero si vamos a disfrazarnos, lo mejor es que lo hagamos de lo que queramos, de algo nuestro, de nosotros. Tenemos mucho que mostrar y mucho que construir, y aunque sea inevitable llevar puesto a veces algo que nos quite autenticidad, debemos luchar por que nuestro "disfraz" refleje lo que somos y no lo esconda.
Es complicado elaborar nuestro propio "disfraz", es más sencillo dejar que los demás nos vistan y escondernos detrás de máscaras, Sin embargo, si nos esforzamos por lograrlo, nos sentiremos más cómodos en nuestra piel y seremos más felices. No fue fácil para mí hacer este disfraz de Toadette, pero con ganas e ilusión lo conseguí. Y si yo pude disfrazarme de lo que quise y hacerlo a mi manera, ¿no seremos capaces todos, con esfuerzo, de elaborarnos un disfraz que muestre todo lo que somos y todo lo que podemos dar?

Paula Yuste

domingo, 19 de febrero de 2017

Recogidos novedosos

En la clase del pasado lunes, mis compañeras y yo innovamos con nuestro pelo. La verdad es que las cinco siempre vamos con el pelo suelto, a excepción de un día que te haces una coleta o unas trenzas.
Teníamos que hacer algo creativo con nuestro pelo, así que se nos ocurrió hacer algo original pero tradicional. Es decir, innovar con peinados que ya utilizan las personas en su día a día:

Primero, unimos a dos compañeras con una trenza que comenzaba en una y terminaba en otra.
Esta trenza significa la unión, la amistad. Es como una señal de lo duradera que pueden llegar a ser las amistades.
La corona de flores que lleva la compañera de la derecha es un símbolo de la pureza y de la lealtad de la amistad.




Después, dividimos el pelo de dos compañeras en dos, formando una trenza con la mitad del pelo de ambas compañeras.
En el otro lado restante que estaba en los laterales, decidimos hacer un moño.
La trenza significa lo mismo que en el caso anterior, refleja la unión de la amistad.
En este caso, los moños hacen constancia de que ambas son independientes pero iguales a su vez.


Por último, hemos querido poner una foto de las cuatro compañeras que innovaron con su pelo para que veáis el resultado (ya que sólo pusimos foto de cómo queda por detrás) y por si vosotros también os animáis a innovar con estas ideas o con otras.
Además, en esta foto se observa una sincronía de ropa, ya que tres de las cuatro compañeras eligieron casualmente ir con un jersey granate ese día.


Cristina Rosillo